jueves, 23 de marzo de 2017

52 días de reto: día veintitres

¡Hola a todos! ¿Cómo están? Sí, sé que últimamente ando poco por aquí y que debo aún varios capítulos >.< Me lastimé la mano izquierda y me cuesta horrores escribir con una sola mano. En teoría, soy diestra pero me he dado cuenta de que uso la mano izquierda para todo, hasta para usar el celular, casi que diría que soy diestra sólo para escribir. Se preguntaran cómo me lastimé: fue cortando madera para unos cuadros. Por suerte no es grave, sólo unos puntos, cosa de una semana, diez días ya debe estar bien. Pero ya sabiendo eso, no se sorprendan que ande más lerda de lo normal —que hasta en clases me veo en figuritas, que tocar el piano con una mano no es fácil—. Y como no quiero dejar nada tirado, al menos, doy señales de vida.
                                                                                      
Día veintitres: Comienza un relato con: “Nada, no le queda nada”.


Policías y ladrones 

Nada, no le quedaba nada. Veinte años persiguiéndolo. Había dado todo de sí, se había esmerado en seguirle todos sus pasos, cada pista que daba, pero siempre estaba pisándole los talones, nunca lograba dar el golpe final ¡nunca! Y ahora, iba a morir de esa patética forma: el maldito puñal está en la femoral. No me deben quedar más de cinco minutos, cuatro. Si no hago algo ¿qué puedo hacer? Por mucha presión que ponga, no servirá de nada, no tengo la fuerza suficiente para ello.

Me estoy viendo desde otro plano. Intento contarme esto de forma objetiva, eso sirve, ser imparcial, pero no puedo mentirme a mí mismo. No soy tan crédulo aunque lo intente, esto de verme como protagonista tampoco sirve para tranquilizarme y pensar en frío. Podría volver a hacerlo. No, no serviría de nada. Aunque hable de mí en tercera persona, sigo siendo yo y me sigo poniendo mal.

—Te salvaré— volvió por mí. Pero no he pasado veinte años persiguiendo a un ladrón para deberle la vida ahora.

—Moriré— siento que me ahogo y ya apenas lo distingo.

Me tiembla la mano. Será lo último. Y tenía tanto qué hacer, tanto qué decir, tanto por lo que vivir. Si tuviera las fuerzas, lloraría.

—No te dejaré morir— escuche bajo, muy bajo. Si no lo hubiese sabido, hubiese jurado que decía eso estando lejos. Pero no lo estaba, estaba ahí, frente a mi, con los labios manchados en sangre, besándome —terminamos el contrato—.

Me sentí bien, demasiado bien después de eso, logrando visualizarlo a la perfección: el hombre que odiaba me había salvado la vida ¿por un beso? La herida no sangraba, ni me dolía y todo mi malestar se había ido gracias a él.

—¿Qué me hiciste?— Lo tomé del cuello, sentía que la sangre me hervía ¡morir hubiese sido mejor, mucho mejor! El asco me invadía ¡le debía la vida justo a una lacra! ¿Por qué? ¿Por qué?

—En veinte años, eres quien me ha hecho frente. Quizás, necesite cuatro o cinco siglo más antes de volver a encontrar a quien lo haga, así que ahora. No podía permitirme eso, la vida sería aburrida ¡no habría emoción!

Iba a golpearlo, pero se soltó y saltó. Me cayó justo sobre los hombros y dio otro brinco hacia un techo.

—En una semana necesitaras una nueva recarga, hasta entonces—

Me quedé de piedra. Lo que había sentido en mi boca no había mi sangre ¡había sido la suya! ¿Qué diablos había pasado? Seguro, era cosa del diablo. Habló de un contrato, de la recarga ¿necesitaría más de su sangre para vivir? Todo parece un sueño, pero tengo el pantalón manchado de sangre en la arteria femoral. Mis manos también están sucias por intentar hacerme presión en la herida.

Quisiera no tener que decirlo, más, no me quedan dudas. Él no es un simple ladrón, es un diablo y acabo de hacer un trato con él: mi vida a cambio de seguir jugando. Ahora, mi gran pregunta es ¿a qué estamos jugando? Me excede como policía y a él como ladrón ¿Qué planes se trae en mano? Estoy deseando no averiguarlo. 



Y hasta aquí llega. Hace tiempo tenía esta idea dándome vueltas por la cabeza: un ladron que además, es un demonio y busca un humano que haga intresante su vida. De momnto, es cuento, aunque no descarto de retomar la idea más adelante.

¡Se cuidan!

Bye!

28 comentarios:

  1. Tiene sentido, seguro que a ese personaje le gustan los desafíos. Y es interesante

    Espero que tu mano mejore.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los desafíos son los que te sacan de la rutina y hacen las cosas más interesantes, así que deben estar presentes.

      Gracias por los buenos deseos <3

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  2. Espero que mejores pronto de la mano.
    ¿Que música soles tocar con el piano?
    Otro abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues, vario mucho no sólo porque mis gustos son eclépticos sino porque también tengo música que me dan mis profesores para tocar y bueno, como que tienes que hacerte con todo. Los que estoy practicando ahora son 'Nothing else matters' de Metallica, 'El hada y la luna' de Saurom, 'Hijo de la luna' de Mecano, 'Las hojas muertas' de Yves Montand y 'Por una cabeza' de Gardel. En clase estamos viendo varias sonatinas y las bases de algunos géneros —jazz y blues—.

      La mayoría que elijo yo son con letras más que nada, para practicarlas en mis clases de canto y ahorrarme esto del karaoke o la pista XD o depender de que alguien más toque por mí. Aunque me gusta mucho la música instrumental, de hecho, a veces me copan algunos temas de películas o series y acabo aprendiéndomelos en el piano o haciéndole algún arreglito para acomodarme mejor con ellos.

      Seguro que cuando ya pueda, voy a grabar algunas pistas en mi piano así las comparto por aquí.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  3. jajajajaj yo soy zurda y hago muchas cosas con la derecha. Suele pasar.

    Muy buen texto, además, cuando ponen algo en plan "no te dejaré morir" , me parece tan dramático y de película... Que me gusta.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También me parece muy de película dramática, pero me gustan esas cosas XDD para qué negarlo.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  4. Buen relato y suerte con tu mano. Mejórate

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola Roxy! Espero te mejores de la mano. Entiendo lo que te pasa con la mano, también me sucede pero sin la mano derecha disponible creo que sería peor
    Me encanta la cabecera! Vi ese anime, no se si la primera tempo
    Me gustó el relato, el como te enfocas en un momento particular y lo cuentas ^^
    Que hayas incluido algo tan original como un demonio me pareció genial
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias! Al menos, no soy la única a la que le pasa.

      El anime es bonito, aunque un poco lento, la verdad, es que me ha gustado mucho más la novela ligera que nada xD no voy a negar que ver a Onii-sama animado me encantó <3 y el seiyuu ¡una maravilla! Aun tengo que subir las entradas de las novelas y mangas.

      Me alegra que te gustara <3

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  6. ¡Espero que te mejores muy pronto, Roxana! Buen relato pero, sobre todo, excelente inicio de una novela. La vida es una sucesión de binomios de conceptos contrarios pero que necesitan del otro para tener sentido. Si desaparece la tristeza con ella desaparece la alegría, si desaparece el mal, necesariamente también el bien. Ese demonio desde luego sabe lo que hace. Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias! La verdad es que las dicotomías son muy interesantes y dan pie para muchas cosas. Como dices, sin uno no existe el otro, pues, entre contraste se crea el ambiente.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  7. Me gustó el giro a la relación policía-ladrón. Me gustaría ver más de esta historia. Y ánimos con esa mano. Yo me crié con una de mis tías, que era zurda, y por imaginar que debía hacer las cosas al revés que ella ahora como usando el cuchillo con la izquierda. Resulta que ella lo usaba con la derecha aunque escribía con la izquierda. Lo mismo me pasa con la cartera y las llaves de la puerta de mi casa. Ojalá sanes pronto.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que hay cosas que las tomas como naturales por mirar o imitar, incluso, algunas que las haces sin darte cuenta. Con la cartera y las llaves me pasa igual, suelo usar la mano izquierda para todo.

      Gracias y me alegro que te gustara el relato. Espero organizarme un poco y continuarla.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  8. (。◕ ‿ ◕。)/ Holaaa!!!
    Que mal lo de tu mano :c espero te mejores pronto amiga!
    con respecto al texto pues me ha gustado (como todos XD) pues me ha parecido curioso gracias por compartir!


    Ten bonito día espero puedas pasar a visitarme un abrazo!

    穛 S4Ku SEK4i®

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias! Me alegro que te gustara<3

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  9. Espero que se te mejoren tus manitos.
    Animo
    Y me ha gustado mucho la historia <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias! Me alegro que te gustara<3

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  10. ¡Hey, hou!
    De primeras: ¡espero que se te cure pronto la mano y que no te de mucha guerra la herida!
    De segundas: GUAO, no me esperaba ese giro en el relato, ha sido muy... ¿vampiresco? O al menos me lo he imaginado así, vaya ;) ¡Me ha gustado mucho!
    Un besazo ❤

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también espero que no sea notoria la sutura XD cuando mi madre me ha hecho las curaciones, apenas se me nota, ahora, como no ha sido ella, no sé XD

      Ha sido un poco más demoníaco creo XD me gustan los pactos con sangre de por medio (?)

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  11. Se viene como un diicil desafío, el próximo jueves de relatos.

    https://julianoelapostata56.wordpress.com/2017/03/26/este-jueves-un-relato/#respond

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Bastante! La verdad, no sé si salga algo de ello XD espero llegar.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  12. Que intrigante y aterrador. Es un capítulo magnífico de arranque para una novela tipo film noir.
    Me ha fascinado tu imaginación. Quisiera también leer mas, nos dejas en suspenso.
    Cuida mucho tu mano, deseo tu pronta recuperación.
    Bso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que podría ser de esa forma, me he imaginado un ambiente bastante oscuro para hacerlo, así que podría ir por ese camino.

      Me alegro haberte fascinado <3 y gracias por los buenos deseos.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  13. Hola Roxana!
    Que bien escribes, me ha gustado mucho, sobre todo el aire misterioro y obscuro, siento que tengo que leerlo varias veces para apreciarlo mejor, (mi cerebro no es para lecturas intelectuales, casi siempre sirve para dibujar t-t)

    Espero te recuperes al 100 de tu mano
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! Me alegro que te haya parecido interesante y más intelectual <3333 aunque leer sirve mucho también para hacer tramas para historias dibujadas, aunque el ritmo de narración sea diferente.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  14. Vine aquí a saber que le había ocurrido a tu mano xDD

    No solo encontré la respuesta eso, me ha encantado el relato, si decides retomarla lo leeré gustosamente ♡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue un pequeño accidente, como pudiste leer XD Espero continuarlo pronto y gracias por pasar <3

      ¡Un abrazo!

      Eliminar

¡Hola! ¿Cómo estás? Gracias por pasar a leer mi blog y agradezco que vayas a comentar. Me encanta leer sus opiniones.

Si quieres que dejar invitación para que pase por tu blog, pincha aquí.
Si vas a afiliar o dejar confirmación de ello, por aquí

Gracias por no hacer spam <3 Y si lo haces, ten presente de que borraré tu comentario por no estar relacionado con la entrada ¡Estás avisado!

¡Qué tengas un lindo día!

Bye!