jueves, 30 de junio de 2016

Vocación

¡Hola a todos! ¿Cómo están? Yo tengo frío y se me acabó el café. No hay peor cosa que eso a medianoche :,D pero estoy feliz que a pesar de todo, tengo entradas para ir a ver La venganza será terrible en julio ¡y es que me emociono de sólo pensarlo! Que iré a ver a Dolina con una amiga y me siento más que feliz por eso <3333

Y justo hoy hablando con ella, fangirleando —porque somos grandes pero nos emocionamos como adolescentes hormonadas cuando queremos (?)— y surgió un tema un tantito especial: mi vocación. Ambas tuvimos problemas para hallar lo que nos gustaba. Ella porque cuando quería estudiar tuvo qué trabajar y cuando dejó de trabajar y empezó a estudiar, no sabía qué escoger.

Desde pequeña, siempre he tenido un gran amor a muchas profesiones. Casualmente, con mi amiga coincidimos en muchas de esas, que cuando nos ponemos a hablar de todo lo que queríamos ser, empezamos a sacar que probablemente, si nos hubiesemos dedicado a otra cosa, seguramente, nos habríamos conocido porque si no era lo mismo, ibamos por lo mismos caminos. Ella quería trabajar en la NASA de astronauta y yo de Ufologa o comunicadora, ella iba a ir a la marina y yo me iba a dedicar también, a la parte de comunicación. Nos dimos cuenta de que coincidiamos bastante y que, quizás sea cosa del destino que tengamos tanto en común. Estudiamos juntas comunicación, dejamos juntas, hicimos algo de radio, tengo un proyecto de negocios con ella, empezamos en la Facultad de artes. Vamos por los mismos caminos aunque fue costoso llegar hasta donde queríamos llegar porque no estábamos seguras. Incluso, hasta canto hicimos y baile y nada. Teníamos la idea de que nuestro camino está entre las artes, el problema era definir cuál de todas las bellas artes era para nosotras. Ella se quedó en teatro, yo me encontré en música. Aun así, nos seguimos viendo no de manera tan seguida como cuando estudiábamos juntas pero sí como buenas amigas que somos.

Siempre pensé que con que me gustara iba a alcanzar para dedicar mi vida a ello. Y no alcanzó. Me encanta el periodismo pero trabajar ahí... No. Lo mismo pensé con la radio, con el diario, como fotografa, pintora. Me gusta, pero no veo en ello, pero sí con la música. No sé qué tan lejos llegue pero es algo que me gusta y me gustaría dedicar mi vida a ello, aunque sea costoso comenzar a vivir de ello pues, los músicos no la tienen fácil, especialmente, novatos como yo. Tampoco si me dedico al arte que todavía pinto y hago algunas otras cosas en masilla y otras masas para esculturas y modelados. Me encanta y me dedico en parte a ello. La escritura es otro de mis puntos fuertes que si existiera una carrera para ser escritor y salir con título y trabajo, seguramente, me hubiese ahorrado todo camino posible porque ser escritor es algo que me apasiona y que sueño poder cumplir. Soy escritora pero no publicada y aunque uno lo dice, me encantaría ver una de mis novelas en papel. Y poder vivir de ello también, aunque como hobby, de momento está bien.

Más, no sólo saber donde caer ha sido un verdadero problema para mí si no que también lidiar con mi familia.  A mi madre le avergüenza que cuando le preguntan que estudio, responde: periodismo y no Música. Y no es por falta de conocimiento que hasta lo dijo en frente mío cuando me preguntaron qué estaba estudiando y ella respondió antes que yo.

Entiendo que seguramente, no es la profesión de sus sueños, que no me ve, quizás, por falta de fe trabajando de esto y sólo quiere que enseñe porque no hay futuro profesional. Yo creo que es cuestión de esfuerzo y mucha dedicación. Roma no se construyó en un día y hasta el hombre más exitoso tuvo que empezar desde abajo, haciendo los cimientos, que vamos, triunfar en lo que uno ama no es fácil, requiere de mucho esfuerzo, dedicación y sacrificios, y hasta de hacer trabajo sin tener remuneración de ningún tipo, como las pasantías o voluntariados. Pero aun sigo pensando que con cariño y pasión por lo que se hace, uno es capaz de conseguir todo. Cuesta, como sé que cuesta todo en la vida, nada cae fácil y si uno no empieza a caminar, los caminos no se hacen.

A mi me está yendo bien por suerte y a mi amiga también. Costó encontrar el camino, quizás, por falta de un buen guía o de no tener en claro nuestros propios gustos desde el principio. Yo recuerdo haber tenido un test vocacional y fue la estupidez más grande que hice. En ese momento de mi vida, estaba enamorada de la radio y me quería convertir en locutora. Me encanta y hablar no es problema para mí, ya hasta tenía el programa armado y todo, pero a la practica es algo que no me terminó de dejar cómoda. Y es que cuando algo es para ti, mejora cuando lo haces, pero para mí fue todo lo contrario. 

Recuerdo aun la charla con la psicologa porque después del test escrito, teníamos una charla con ella para que nos guíe a nuestra vocación. Fueron los quince minutos peor invertidos de mi vida. Apenas leyó mi nombre y la primera pregunta ¿A qué te gustaría dedicarte? Yo puse que me gustaba la radio y el periodismo. Y me dijo exactamente eso 'la radio o el periodismo es lo tuyo'. Y ya. No hubo absolutamente nada más. Ni charla, ni guías ni ninguna otra cosa que pudiera decirme algo al respecto de mi vocación. Quizási, si hubiese cambiado mi respuesta o la hubiese dejado en blanco, otra hubiese sido su 'guía' o quizás, no me habría dicho nada. Quien sabe. Yo sé que siempre tuve muy poco respeto por la psicología y cuando tuve esos quince minutos, desapareció por completo porque no me ayudó en lo absoluto. Pero como dicen, más vale tarde que nunca y con un poco del método de prueba y error, llegué a conseguir lo que me gustaba aunque me hubiese gustado haber tenido más certezas antes para no estar vagando de carrera en carrera hasta encontrarme porque es mucho tiempo invertido en algo que no iba para mí. Pero de algo me servirá, seguramente, que hay algunas cosas que he llegado a aplicarlas y habrá otras que en su momento, quizás surjan.

Lo cierto es que en mi vida, el arte prima.

¡Se cuidan!

Bye!

6 comentarios:

  1. Yo he tenido la suerte de saber desde pequeña que era mi vocación. El mundo sanitario es lo mío, es verdad que a veces tengo un poco de dudas y que pienso que meto la pata, pero bueno... estar con gente me gusta mucho.
    Honestamente creo que la vocación se va haciendo poco a poco y muchas personas nunca saben lo que les gusta, aunque otras como puede ser tu caso, tienes un abanico de vocaciones amplio y que puedes desarrollar poco a poco.
    Quizás el arte o la música no sea muy bueno para mantenerse, pero siempre te puedes meter en educación y mezclarlo con la parte artistia. Al menos así te realizarías y harías algo que te gusta.
    Me encanta leerte <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues, la verdad es que el tema de la vocación es realmente complicado. A mi me costó muchísimo hallarme aunque más o menos, tenía idea de ello.

      Aunque también está la opción de combinar ambas cosas, si yo me tuviera que decantar por una, no eligiría la educación, aunque como dicen por ahí, la necesidad tiene cara de hereje y uno nunca sabe cuando le puede tocar esto. Pero bueno, hay que dar lo mejor de uno a pesar de todo <3

      ¡ Me alegra que te haya gustado!

      ¡Cuidate!

      Bye!

      Eliminar
  2. Ay... yo desde niña siempre tuve claro que quería ser o pediatra o profesora infantil porque me encantan los niños. Pero no iba a estudiar medicina porque solo con el olor de los hospitales me pongo enferma (¿irónico, no?) y mi opción hasta que terminé bachiller era magisterio infantil pero me di de narices al enterarme que necesitaba una media de 8 y yo tenía una media de 6, tenía que hacerlo muy bien para entrar y me pudo la pereza xDDD Supongo que al final no era mi auténtica vocación y a día de hoy también lo pienso.

    Me gusta ser profesora porque me gusta enseñar y con niños de infantil creo que no podría sentirme tan realizada porque no podría hablarles de análisis de frases, de conjugaciones verbales ni de nada de eso.

    Entonces, como en francés me iba bien y siempre tenía notables y sobresalientes, mi profesora me dijo que podía estudiar lo que ella había estudiado y ser profe de francés. Era el año 2010 y justamente habían cambiado la carrera y habían añadido asignaturas nuevas y super interesantes que me llamaron mucho la atención y dije "hostia, sí, esto es lo que quiero".

    Y fue la peor decisión de mi vida. Quizás no, porque, ¿qué hubiese elegido entonces? No lo sé, no me llamaba la atención nada más... Pero la carrera estaba muy mal organizada, precisamente porque entré en el año que lo habían cambiado todo de arriba a abajo. No me gustaron los profesores ni el lugar, me sentía fuera de sitio cuando todos hablaban en francés y yo no tenía su mismo nivel, mis compañeros (la mayoría) eran competitivos y egoístas y solo encontré un pequeño grupo con el que me llevaba bien.

    A día de hoy sigo en la carrera, me falta solo una asignatura para terminar y lo único que quiero es decirle adiós a la universidad para siempre. Aunque luego me queda el máster y lo haré en esa misma por comodidad y por ahorrar.

    Pero sinceramente, si pudiera volver al 2010 me hubiese matriculado a otra cosa o me hubiese puesto a trabajar hasta saber qué quería hacer con mi vida. Siento que han sido 6 años de esfuerzo tirados a la basura porque no sabes la de veces que quise abandonar la carrera, pero no hay otra carrera para ser profesora de francés, solo esa... Así que a apechugar.

    Siento el testamento. Bye <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Oh, sé bien lo que es eso! Yo entré a Comunicación cuando hicieron el cambio de plan de estudios. Fue horrible. Siendo Comunicación, era una de las carreras que menos comunicción había realmente, todo patas para arriba, comisiones que no existían, profesores que no daban la clase que tenían que dar. Un horror. Aunque yo terminé mandando todo de paseo. En algún momento he pensado en retomar y hacer una o dos materiales anuales, pero el caso es que no me termina de llamar, para qué mentir.

      Te deseo mucho éxito asi terminas pronto <3 Y no te preocupes, me ha gustado mucho leerte <3

      ¡Cuidate!

      Bye!

      Eliminar
  3. Yo tengo apenas quince y por ahora tengo claro que voy a ir por humanidades. Me interesa la psicología, pero más como un hobby que me produce muchísima curiosidad. En cambio, tengo la intención de estudiar traducción y titularme en los idiomas que pueda. Porque escribir me gusta, pero si no puedo ganarme la vida con ello por lo menos podré traducir los sueños del resto del mundo. Suena triste, pero tal y como están las cosas, es la mejor opción. Pero eso sí, si algún día se me presenta la oportunidad me gustaría publicar un libro de relatos, microrrelatos o historias cortas. O las tres cosas a la vez, ya veremos.

    Pero tengo amigas que, según sus propias palabras "no saben qué coño hacer con su vida". Y me preocupan, mucho, porque su futuro es incierto por las malas notas en el instituto. Y ya no por falta de capacidad, sino por desinterés y pereza. Y temo por ellas, temo que no puedan seguir adelante con lo que quieren por mera estadística evacuatoria que pueda cortar sus alas...

    También conozco a algunos amigos que por lo menos saben por dónde quieren tirar. Que si letras, que si ciencias, artes o mixtas... Es un comienzo. En fin, agradezco no tener que preocuparme de más por ellos, pero te mentiría si te dijera que ni un atisbo de duda recae sobre mi pesimismo natural. Sólo espero que hayan escogido con honestidad.

    Bueno, hasta aquí por que no me quiero ir por las ramas. Un saludo nos vemos ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues, aun tienen tiempo de encontrar lo que les gusta así que no te preocupes tanto. Además, no sé si sirva mi experiencia, pero esto de la prueba y error también puede funcionar, aunque sí, siempre es muchísimo mejor ir con las cosas bien en claro, pero desgraciadamente, no todos tenemos la suerte de iluminarnos de esa manera.

      ¡Mucho éxito!

      Bye!

      Eliminar

¡Hola! ¿Cómo estás? Gracias por pasar a leer mi blog y agradezco que vayas a comentar. Me encanta leer sus opiniones.

Si quieres que dejar invitación para que pase por tu blog, pincha aquí.
Si vas a afiliar o dejar confirmación de ello, por aquí

Gracias por no hacer spam <3 Y si lo haces, ten presente de que borraré tu comentario por no estar relacionado con la entrada ¡Estás avisado!

¡Qué tengas un lindo día!

Bye!